Nueva vez intentan prohibir por ley el uso de celulares en cárceles Dominicanas.

Santo Domingo, R.D.- En medio de los recientes escándalos ocurridos en las diferentes cárceles del país y las transformaciones en el sistema carcelario que se están implementando en el nuevo gobierno, nueva vez se intenta establecer por ley la prohibición del uso de celulares y el bloqueo de las señales móviles en los recintos penitenciarios.

Dado que en la actualidad existen bandas en las cárceles dominicanas que se dedican a realizar diferentes actos delictivos y ejecutados en el exterior, así como también, se han planificado comisión de extorsiones, amenazas, secuestros, fugas, motines, delitos y diversos tipos de crímenes, hechos que se han realizados mediante la comunicación y el uso de teléfonos celulares.

También cabe destacar la parte del microtráfico y narcotráfico de sustancias prohibidas que involucra a ciudadanos que están recluidos en los diferentes penales, lo que califica como un atentado contra la seguridad del Estado y contra la paz y la seguridad de los ciudadanos.

En vista de todo este mal, el dia de mañana Martes se contemplara nuevamente el proyecto de ley donde se “Prohíbe el uso de celulares y se establece el bloqueo de señales de celulares en todos los centros penitenciarios de la República Dominicana”, reintroducido por su proponente, el legislador peledeísta Juan Julio Campos Ventura y colocado en la agenda a conocerse este martes 22 en la Cámara de Diputados. 

El mismo busca trabajar en coordinación con la Procuraduría General de la República, la Dirección General de Prisiones y el Instituto Dominicano de las Telecomunicaciones para llevar a cabo acciones para garantizar que las cárceles y centros de corrección cuenten con los equipos e infraestructuras que eviten las llamadas telefónicas y la transferencia de datos o imágenes.

Este proyecto de ley se había dado a conocer en el año 2017, aprobado en dos lecturas en el mes de Febrero del mismo año. Esta propuesta busca como objetivo, combatir todo tipo de actos delictivos ejecutados desde las cárceles mediante el uso de equipos móviles, donde los reos tendrán días y horario en específico para realizar sus llamadas en teléfonos fijos (cabinas telefónicas), en un área específica dentro del penal.

En caso que algún servidores público cometa una infracción a la ley, será sancionado con multas de hasta 10 veces el salario mensual e igual forma para los reclusos que estén involucrados, serán sancionados con penas de 3 a 5 años de cárcel, adicional a su sentencia y una sanción pecuniaria igual que el servidor público.

 

 

Comenta y comparte esta noticia!

Te puede interesar también

Botón volver arriba